Montacargas de Combustion

Estos pueden estar equipados con motores a gasolina, diesel o GLP. El de GLP es el más usado en ambientes internos por su baja emisión de contaminantes. Comparados con los montacargas eléctricos los de motor de combustión pueden ser recargados rápidamente.
Las montacargas con motor de combustión equipados con llantas neumáticas pertenecen a la clase 5, los equipados con llantas sólidas pertenecen a la clase 4.